¿Quieres ver a Dios?

Moisés tomó la sangre, roció al pueblo con ella y dijo: —Ésta es la sangre del pacto que, con base en estas palabras, el imageSeñor ha hecho con ustedes. Moisés y Aarón, Nadab y Abiú, y los setenta ancianos de Israel subieron y vieron al Dios de Israel. Bajo sus pies había una especie de pavimento de zafiro, tan claro como el cielo mismo. Y a pesar de que estos jefes de los israelitas vieron a Dios, siguieron con vida, pues Dios no alzó su mano contra ellos. (‭Éxodo‬ ‭24‬:‭8-11‬ NVI)

Podemos apreciar que después que fue derramada la sangre el pacto se había consumado y solo entonces ellos pudieron ver a Dios en Su gloria.Muchas personas quieren ver la gloria de Dios en sus vidas, pero no están dispuestos a derramar su sangre en el altar de Dios.
Cuando se habla de SACRIFICIOS muchos se incomodan, les parece excesivo cuando el pastor habla de entrega total, de pacto con Dios.
Pero esta es la realidad, solo después de que hayas derramado tu sangre en el altar podrás ver a Dios en tu vida. 

Publicado en MENSAJES.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *